Compartir

Los programas de wellness y wellbeing en las empresas propiciarán una aceleración para la reactivación económica en México y en el mundo; de acuerdo con Ana Paula Hernández, vicepresidenta de BCD Meetings & Events en Latinoamérica.

En conferencia virtual, indicó que el auge de hoy de los programas de bienestar se derivó en gran parte a la pandemia de COVID-19; en donde esta industria escaló en gran medida, al grado de ser actualmente el 5.3% de la economía mundial.

Nadie cuestiona el hecho de que la pandemia tuvo estragos en la salud mental de las personas. De acuerdo a un estudio de la Universidad de Ottawa con más de 190 mil encuestados, las estadísticas arrojaron que el 24% de los participantes mostraron insomnio crónico; el 22% estrés post traumático, el 16% depresión y el 15% ansiedad”, señaló Ana Paula.

Por tal motivo, la práctica del wellness toma gran relevancia en estos días, con distintos programas para las empresas, donde se involucra desde la dirección hasta la operación. Con el objetivo de mejorar la experiencia laboral y a la postre sacar el mayor provecho de los colaboradores por el bien común.

La también directora general de BCD M&E México, destacó que  la era post COVID-19, el wellness se está integrando por tres aspectos primordiales:

Multistakeholder, pues no solamente los consumidores o clientes ocupan el centro de las empresas; ahora el empleado y el colaborador también van primero. Multisectorial, porque se tienen muchos áreas empresariales involucradas, revisando este tema. Multidimensional, dado que el wellbeing procura tanto la salud financiera de las empresas, como la salud física y mental de las personas.

Hay mucho involucramiento en el entrono empresarial. En la medida en que las empresas atiendan estos temas, la recuperación será mucho más rápida”, argumentó Ana Paula.

Ahora, dentro de los programas wellness, se encuentran los siguientes aspectos:

  1. El aspecto social, para generar un sentido de conexión, de pertenencia y de solidaridad con otros individuos de la comunidad.
  2. El espiritual, que no se refiere a una religión en particular, sino a que las personas han encontrado tranquilidad y balance al regresar a su centro, a sus creencias y valores.
  3. Por otra parte, está el tema ambiental. Si antes de la pandemia ya era un hot topic, hoy cobra una mayor relevancia.
  4. El aspecto emocional, que aborda la crisis psicológicas en las personas.
  5. La seguridad sanitaria también debe fortalecerse, y de hecho muchas medidas de hoy prevalecerán aún después de la pandemia.
  6. Por último, se tiene el tema de salud como una responsabilidad empresarial.

Al respecto, BCD M&E realiza a nivel global programas de wellness en todas las estructuras organizacionales; y México no es la excepción.

Para este apartado, la Head of Account Management en México, Eva Isla, compartió los programas de wellness efectuados en el país, con la campaña “Stil Connecting”; en donde se llevaron a cabo distintas actividades con los elementos de la empresa.

wellness

Campaña wellness Still connecting.

El chiste de realizar estas capacitaciones y eventos era el de conectar con nuestros equipos de trabajo desde otro punto de vista; para ayudarlos a despejar un poco lo que se vivía con la pandemia”, comentó Eva Isla.

Finalmente, como parte de la presentación, el CEO de Creatividad, Juan Carlos Lozano, presentó ante la audiencia las nuevas herramientas para encuentros digitales de diversa índole, que sin duda marcarán un parteaguas en la forma de hacer eventos virtuales.