Compartir

Luego de convertirse en el Presidente número 46 de los Estados Unidos, Joe Biden, y decretar el mismo jueves 20 de enero su plan para hacer frente a la epidemia de Covid-19, estableciendo que los viajeros que lleguen a Estados Unidos deberán presentar una prueba negativa del virus así como ponerse en confinamiento durante 15 días.

Biden durante la firma de sus primeros decretos.

Ello, con la premura de cumplirse lo antes posible con sus vecinos inmediatos; Canadá y México. Por lo que gran parte de los viajes no esenciales en ambas fronteras se encuentran temporalmente suspendidos hasta el 21 de febrero.

Biden también ha planeado poner en marcha una orden que obligue al uso de mascarillas en todos los vuelos de Estados Unidos, y concluya así la discusión, sobre el uso de cubrebocas con los pasajeros que se niegan a acatar la medida.

Roger Dow, Presidente y CEO de la US Travel Association.

A este respecto el Presidente y CEO de la US Travel Association, máximo organismo de turismo estadounidense Roger Dow, declaró que si bien dan la bienvenida al enfoque del Presidente Biden en cuanto a las políticas que fomentarán los viajes seguros, que ayudarán a restaurar los millones de empleos de viajes que se perdieron el año pasado en Estados Unidos.

Asimismo, expuso que si bien el requisito de pruebas en CDC de entrada al país son la clave para reabrir los viajes internacionales, estas agregan otro cinturón de bioseguridad. Por lo que -argumenta Roger Dow -, “Si el requisito de prueba va a funcionar a escala global, tiene que ser flexible y reflejar dónde están disponibles los recursos de prueba y dónde no. Por lo que la orden ejecutiva debería permitir flexibilidad si fuera necesaria”, expuso.

En cuanto a la imposición de la mascarilla y los protocolos establecidos por el sector, apuntó: “De igual forma apoyamos firmemente el mandato de uso de mascarilla del presidente para los viajes interestatales, mismo que se encuentra en línea con la guía de salud y seguridad de la industria, siendo consistente con lo que innumerables empresas de viajes ya están implementando para proteger a los viajeros y trabajadores”.

Y es que si bien la derogación de la prohibición de viajar a ciertos países de mayoría musulmana es apoyada por la US Travel Association. El Presidente y CEO de este organismo también ha destacado que el requisito de prueba en los CDC para los viajeros internacionales también debería allanar el camino para aliviar otras restricciones de viaje, incluidas para el Reino Unido, la Unión Europea y Brasil a corto plazo.

Roger Dow, en discurso durante el IPW 2018, Colorado.

Por lo que en su comunicado Roger Dow subraya:

“Sin embargo, la orden ejecutiva sobre viajes también deja muchas preguntas importantes sin respuesta. Por lo que creemos que un requisito de cuarentena obligatorio para los viajeros internacionales podría ser extremadamente difícil de hacer cumplir, e innecesario a la luz de las pruebas requeridas y las muchas otras protecciones actualmente vigentes en el entorno nacional, donde no hay puertos de entrada definidos para los viajeros, las pruebas obligatorias y otros requisitos tampoco son prácticos y podrían desviar los escasos recursos de salud pública de otras prioridades”.

«Y esperamos trabajar con la administración Biden para desarrollar políticas basadas en riesgos realistas y efectivas, y para educar a los viajeros sobre recomendaciones adicionales, para ayudar a continuar con la reapertura segura de los viajes» concluyo en su comunicado, la US Travel Association liderada por uno de los profesionales más reconocidos del sector turístico internacional, Roger Dow.